News (Noticias)

Mejora de los resultados de la intervención temprana mediante la participación del personal en la investigación

 

Hace unos años, recibí una llamada de una madre de un niño en Intervención Temprana que estaba molesta. La llamaremos Maggie. El hijo de Maggie, Oliver, fue remitido a Intervención Temprana por su pediatra, quien había diagnosticado a Oliver con síndrome de Down. Oliver exhibía retrasos en una variedad de áreas de desarrollo, pero las principales preocupaciones de la familia eran sus dificultades para hablar y comer.

 

Luego de la referencia, el equipo realizó una evaluación y desarrolló un Plan de Servicio Familiar Individual (IFSP) con la familia. Ahí es donde están las preocupaciones de Maggie. Maggie dijo que su pediatra había recomendado que Oliver recibiera terapia del habla, ocupacional y física, dos veces por semana. Maggie realmente no vio cómo su familia podía tener seis citas de terapia por semana en su apretada agenda, pero quería asegurarse de que le estaba proporcionando a Oliver lo que él necesitaba.

 

Sin embargo, el coordinador de servicios de Rocky Mountain Human Services (RMHS) recomendó solo terapia del habla una vez a la semana, junto con tiempo para que el terapeuta consulte con su equipo de terapeutas de otras disciplinas para obtener ideas que apoyen el desarrollo general de Oliver. Maggie se preguntó cómo avanzaría Oliver con una sola visita a la semana en comparación con las recomendaciones del pediatra.

 

Maggie era formada en química y por eso quería investigar. Ella y yo hablamos, y también le di algo de material para leer. Como resultado, se sintió cómoda al volver al equipo de IFSP y hablar sobre el mejor plan para Oliver y su familia.

 

El intercambio me hizo pensar en cómo podríamos hacer más para ayudar a nuestros coordinadores de servicios a comprender e incorporar la investigación en su pensamiento sobre la Intervención Temprana y estar más cómodos hablando con las familias sobre la investigación de la manera que mejor se adapte a cada familia. Nuestros coordinadores de servicios acuden a este trabajo con experiencia diversa. Si bien todos tienen una sólida formación educativa en áreas relacionadas con los servicios humanos, su exposición a la investigación varía enormemente.

 

RMHS no es una institución de investigación, pero sí tenemos la misión de proporcionar servicios basados en evidencia y sabemos que podemos diferenciarnos cuanto más podamos mostrar resultados positivos y mejores prácticas de alta calidad.

 

Entonces, ¿cómo podemos involucrar a nuestro personal en estos esfuerzos?

 

En RMHS tenemos la suerte de contar con asociaciones de investigación de larga data. Nos hemos asociado con la Universidad de Colorado Denver en muchos proyectos relacionados con Intervención Temprana, autismo y discapacidades intelectuales y de desarrollo a lo largo de los años. Recientemente, hemos trabajado en estrecha colaboración con un equipo de investigación dirigido por Beth McManus de la Universidad de Colorado Denver y Mary Khetani de la Universidad de Illinois en Chicago, que tienen varios proyectos relacionados con los resultados de la Intervención Temprana. Este trabajo ha dado lugar a varias publicaciones de revistas y presentaciones de conferencias. Si bien parte de nuestro personal administrativo ha estado muy involucrado en estos proyectos, la participación de los coordinadores de servicios se ha relacionado principalmente con el intercambio de oportunidades de investigación con las familias.
 

El equipo de investigación recientemente diseñó un proyecto para ser mucho más participativo, con coordinadores de servicios que actúan como reclutadores. Si bien la investigación típica involucra a personal de investigación que realiza todo el reclutamiento y evaluación, queríamos que formara parte del flujo de trabajo estándar para los coordinadores de servicios y que las familias interactuaran con las personas con las que naturalmente interactuarían como clientes de Intervención Temprana.

 

Encontramos que fue un desafío involucrar a los coordinadores de servicios en el reclutamiento de familias. Queríamos saber cómo podríamos involucrar mejor al personal en la investigación de una manera significativa. Queríamos su experiencia en la implementación de la Intervención Temprana en el mundo real para informar los diseños de investigación, así los resultados de la investigación serían más probables de informar su trabajo en la Intervención Temprana.

 

Briana Rigau, una estudiante de doctorado que ha estado trabajando con el equipo de investigación, está muy interesada en este tema, porque su objetivo es trabajar como terapeuta ocupacional que incorpora la práctica académica en su trabajo. Briana diseñó un proyecto para su tesis doctoral que está ayudando a RMHS a desarrollar nuestra capacidad organizativa en esta área. El proyecto fue dividido en tres partes.

  • Parte 1: Módulos de aprendizaje: los módulos de aprendizaje en línea se diseñaron para abordar la importancia de realizar investigaciones en intervención temprana. El por qué los coordinadores de servicios deben participar en la investigación y cómo los coordinadores de servicios pueden utilizar la investigación para apoyar su práctica de intervención temprana.

  • Parte 2: Redacción del Grupo de Simulación: esta fue una actividad de una hora que permitió a los coordinadores de servicios practicar el proceso de contribución en un borrador de manuscrito de investigación.

  • Parte 3: Redacción de la Confraternidad: este es un grupo continuo que se reúne regularmente para asociarse con el equipo de investigación en manuscritos y presentaciones.

Este trabajo, “Construyendo la capacidad organizacional para la investigación en intervención temprana”, se publicará en el ZERO to Three Journal en julio.

 

Además, el grupo continúa trabajando junto en una serie de publicaciones y presentaciones relacionadas con los resultados de la Intervención Temprana y el grupo de redacción ahora está ayudando a contribuir con estas. Estamos entusiasmados con estos desarrollos por una variedad de razones:

 

  • Al involucrar al personal en la investigación, el equipo de investigación está diseñando proyectos que son más relevantes para nuestras familias.

  • La participación del personal ayuda a los investigadores a interpretar sus hallazgos de manera más significativa para las familias.

  • Nuestro personal tiene oportunidades de desarrollo profesional que pueden hacer que su trabajo sea más emocionante y significativo para ellos, lo que a su vez ayudará a mantenerlos involucrados en el campo de la Intervención Temprana.

  • Los conocimientos obtenidos de la investigación pueden traducirse más rápidamente en prácticas que pueden ayudar a nuestras familias.

 

Es mi deseo y espero que estos esfuerzos continuos ayuden a los coordinadores de servicios a sentirse cómodos compartiendo lo que hacemos y lo que no sabemos como profesionales cuando alguien nos pida una razón para una recomendación, y las preguntas de los padres, cuando se presenten, para las cuales aún no tenemos respuestas, ayudarán a generar nuevas ideas de investigación.


Ph.D. Jodi Dooling-Litfin

Directora de Desarrollo y Salud Comportamental
 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Featured Posts
Please reload

  • White Facebook Icon
  • LinkedIn - Grey Circle

Tel: 303-636-5600

9900 E. Iliff Ave.

Denver, CO 80231

Rocky Mountain Human Services