top of page

News (Noticias)

El 4 de enero es el Día Mundial del Braille: una festividad con una historia inspiradora y un impacto aún mayor



El 4 de enero celebramos el quinto aniversario del Día Mundial del Braille, la festividad internacional que conmemora el impacto que el sistema táctil del braille tiene en la comunidad de personas con discapacidad visual.

 

 

El 4 de enero se celebra el Día Mundial del Braille, una jornada que conmemora la invención del lenguaje táctil del braille y su importancia en la vida de las personas ciegas y con discapacidad visual. Esta fecha fue elegida en honor a su joven inventor del que también toma su nombre. El braille es ampliamente aceptado y utilizado como un alfabeto táctil y su impacto no puede subestimarse. La Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (CDPD) establece que el uso universal del braille para la comunicación escrita es vital para la educación, el acceso a la información y la libertad de expresión de quienes lo utilizan.

 

Entonces, ¿cómo es que un adolescente de 15 años creó brillantemente el sistema conocido como braille?

 

Louis Braille nació el 4 de enero de 1809, en Coupvray, Francia, en una familia de artesanos del cuero especializados en la fabricación de arneses para caballos. Un día la tragedia llegó a casa de Louis. Él tenía 3 años de edad cuando se apuñaló accidentalmente en el ojo con una herramienta afilada diseñada para hacer agujeros en el cuero y, finalmente, perdió la visión por completo a los 5 años como consecuencia de una infección. Sin embargo, esto no le impidió buscar educación y, a pesar de las opciones limitadas de la época, asistió a su escuela local y absorbió información escuchando. A los 10 años, recibió una beca para asistir al Instituto Nacional para Jóvenes Ciegos en París, donde aprendió junto a otros estudiantes ciegos.

 

Un día, Charles Barbier, un soldado francés al servicio del ejército de Napoleón Bonaparte, visitó la escuela. El encuentro entre Barbier y Louis de 12 años fue muy afortunado. Barbier había inventado un código táctil, llamado 'escritura nocturna', destinado a proporcionar a los soldados una forma de comunicarse en silencio en la oscuridad, moviendo los dedos sobre combinaciones de 12 puntos elevados que representaban diferentes sonidos. Desafortunadamente, los soldados tuvieron dificultades para aprender este sistema complejo, por lo que Barbier pensó que podría ser una herramienta más útil para la comunidad de personas con discapacidad visual y lo compartió con la escuela.

 

Completamente cautivado por las posibilidades que este código complejo le ofrecía a él y a su comunidad, Louis se propuso adaptar el código a una versión más simple y fácil de aprender. Durante tres años, desde los 12 hasta los 15 años, Louis ajustó el código original del ejército de 12 puntos elevados que representaban diferentes sonidos a seis puntos elevados que representan letras y puntuación, que, al combinarse en diferentes formas, crean el lenguaje táctil ahora universalmente aceptado conocido como braille. A los 15 años, lo presentó en su escuela, que comenzó a usarlo ampliamente para enseñar a sus compañeros estudiantes y, a los 20 años, Louis publicó un libro que describía sus métodos y cómo adoptarlos.

 

El braille es un alfabeto, no un idioma.

 

El braille es un alfabeto táctil, no un idioma, que se puede utilizar para escribir casi cualquier idioma. Piensa en el alfabeto latino y cómo se puede usar para escribir una variedad de idiomas, así es como funciona el braille. Hay versiones de braille para casi todos los idiomas, lo que permite a las personas con discapacidades visuales de todo el mundo las oportunidades que proporciona la alfabetización.

 

El braille ocupa más espacio que el alfabeto tradicional, lo que significa que las traducciones de libros en braille con las que muchos de nosotros estamos familiarizados a menudo vienen en varios volúmenes. Por ejemplo, Harry Potter y el Cáliz de Fuego consta de 10 volúmenes en braille y el Diccionario sin abreviaturas de Webster es un enorme conjunto de 72 volúmenes. Sin embargo, a pesar del grosor de las ediciones en braille, algunos lectores de braille son asombrosamente rápidos para absorber información.

 

Una persona con buena vista puede leer 350 palabras por minuto, mientras que un lector de braille rápido puede leer a un ritmo de más de 400 palabras por minuto, los dedos de una mano avanzan mientras los dedos de la otra mano esperan, en posición, en la siguiente línea.

 

Las Naciones Unidas crean el Día Mundial del Braille.

 

En 2018, para reconocer y celebrar la monumental contribución del braille y su impacto asombroso en las personas con discapacidades visuales, las Naciones Unidas votaron para proclamar el cumpleaños de Louis Braille, el 4 de enero, como el Día Mundial del Braille en reconocimiento al hecho de que “la plena realización de los derechos humanos y libertades fundamentales depende de la promoción inclusiva por escrito” (Naciones Unidas). Este día también reconoce que las personas con discapacidades visuales merecen el mismo nivel de derechos humanos que cualquier otra persona.

 

En un video promocional, el presidente de la Federación Nacional de Ciegos, Mark Riccobono, dijo: “Para el Día Mundial del Braille, lo que nos gustaría comunicar es que el braille, al igual que la impresión, permite a las personas ciegas competir en igualdad de condiciones”.

 

RMHS reconoce el braille como un hito significativo en la promoción de la inclusividad.

 

Rocky Mountain Human Services comparte plenamente el sentimiento de las Naciones Unidas de que las oportunidades que el braille ofrece a las personas con discapacidad visual son esenciales para promover la inclusión. En el núcleo de su misión, RMHS sostiene firmemente la idea de brindar el apoyo necesario para que las personas vivan plenamente en la comunidad de su elección. La organización logra esto simplificando el acceso, celebrando la singularidad e impulsando la conexión entre comunidades.

 

Adicionalmente, RMHS se compromete a ser una entidad antirracista que busca la diversidad, equidad e inclusión en todos los aspectos de su trabajo. El braille ha generado enormes beneficios al promover la inclusión en la comunidad de personas con discapacidad visual, al permitir el acceso al conocimiento, crear oportunidades de educación y garantizar la libertad de expresión y opinión. En palabras del presidente de la Federación Nacional de Ciegos, el braille capacita a las personas con discapacidad visual para competir en igualdad de condiciones. RMHS respalda esta causa.

 

¡Feliz Día Mundial del Braille! Esperamos que encuentren una manera especial de celebrar el 4 de enero.

 

 

Acerca de RMHS

Rocky Mountain Human Services (RMHS) es una organización sin fines de lucro fundada en 1992 que conecta a las personas con los recursos que necesitan para construir las vidas que desean tener en sus comunidades. Ayudamos a individuos con discapacidades intelectuales y del desarrollo (I/DD) y a veteranos que están sin hogar o en riesgo de quedarse sin uno. Para saber cómo puede ayudar, por favor visite RMHS | Denver | Servicios Humanos (rmhumanservices.org).

 


Comments


bottom of page